fbpx
 

Blog

Día Mundial Salud Mental - Fontilles

Salud mental y lepra

El 10 de octubre de 2019 es el elegido por la Organización Mundial de la Salud para celebrar Día Mundial de la Salud Mental. Este año se centra en la prevención del suicidio .

Cada año se conmemora el Día Mundial de la Salud Mental para concienciar y movilizar a la población acerca de cuestiones relativas a la salud mental. Este año, nosotros a través de la Federación Internacional de Asociaciones de Lucha contra la Lepra, ILEP, lo ampliamos a la lucha contra el estigma social que enfrentan las personas afectadas por las enfermedades tropicales desatendidas y sus familiares.

La salud mental de las personas afectadas por la lepra y las enfermedades tropicales desatendidas no es todavía una prioridad para los gobiernos nacionales y otras partes interesadas en los programas de salud mental que se están aplicando en los países endémicos de enfermedades desatendidas.

Existen varios vínculos entre las Enfermedades Tropicales Desatendidas y la salud mental:

– Algunos procesos de estas enfermedades afectan directamente al cerebro en formas que llevan a consecuencias mentales y neurológicas;

– El dolor crónico, la reducción de la movilidad y la incomodidad se asocian con mayores tasas de depresión;

– El estigma que muchas personas afectadas por enfermedades tropicales desatendidas experimentan como consecuencia de la discapacidad, desfiguración o conceptos erróneos sobre su enfermedad parece ser un mediador muy importante de la enfermedad mental.

Por ejemplo, se sabe que la mayoría de las personas diagnosticadas con lepra padecen rechazo social. Esto puede tener consecuencias devastadoras en las vidas de las personas afectadas por la enfermedad y de sus familiares, así como en la escolarización, el trabajo y el matrimonio. La lepra también afecta a la salud mental y al bienestar de muchas personas.

Hasta el 50% de las personas afectadas por la lepra se enfrentarán a problemas de salud mental, como depresión o ansiedad. También existe un mayor riesgo de suicidio entre las personas que viven con la enfermedad.

Por lo que, la detección precoz y el tratamiento psiquiátrico son esenciales y deberían formar parte de la atención integral de las personas afectadas por la lepra.